Verdinas Con Langostinos Y Almejas

Apetece con el frío un plato de legumbre. No te engaño si soy más de legumbre carnivora, sin “pescados”, pero el resultado de estas es muy rico. Verdinas con almejas en una olla clásico, tienen que cocinarse a fuego despacio por entre 1 hora y media a 2 horas o hasta ver que estén tiernas. Desechamos el agua de las verdinas y las escurrimos bien. Las ponemos en el vaso con la cebolla, la zanahoria y el puerro limpios y trozos grandes.

Pela los langostinos, guarda los cuerpos y con las cáscaras y las cabezas , haz el fumet del modo que te expliqué AQUÍ. Yo siempre las hago con almejas pero tu versión con langostinos me tienta un montón. Recuerda que puede que necesiten algo más de tiempo del indicado en la receta. Solo tienes que mimarlas y proporcionarles un tanto más de tiempo ya vas a ver como se consigues el punto especial lleno de gusto. En verdad las verdinas se comercializan secas y, para lograrlas, tendrás que ir amercados y tiendas especializadas o adquirirlas por la red.

Más Recetas Del Creador/a

Espolvoréalos con algo de perejil picado y añádelos a la olla. El guiso necesita entre 2 o 3 horas, con cocción a fuego medio-bajo. Esta alubia es bastante dura, conque tardará en estar tierna, no pierdas de vista el guiso y cada cuarto de hora, revuelve, prueba, corrige de sal y deja que se vaya haciendo. Acompañar este guiso de verdinas con marisco es muy frecuente, el día de hoy os presento este plato con redobles de tambores y os aseguro que estas legumbres con este acompañamiento os van a enamorar. Esta receta es para disfrutar de una comida en familia o entre amigos y festejar por todo lo prominente lo que sea, la mayoria de las veces hay un buen motivo para una celebración.

Las vamos a dejar en remojo entre 8 y 12 horas. Las legumbres son muy simples de cocinar aunque hay que asegurarse de que la materia prima sea de calidad para que el resultado sea una alubia fina, entera y llena de gusto. Almejas en un envase, cubrelas con agua fría, añade una cucharadita de sal marina y déjalas descansar por al menos 2 horas, esto nos hará que boten toda la arena que contengan. Poner las verdinas en remojo horas antes. Mondar los langostinos y poner a cocer las cascarillas y las cabezas.

Acabo de hacerlas y tienen una pinta magnífica, da la casualidad que el martes fuimos a ver a unos tíos de mi marido y nos regalaron verdinas y ayer hallé tu receta, asi que hoy las comeremos. Un beso y muchas gracias por tus recetas son todas y cada una fabulosas. La verdina es una alubia de menor tamaño que la que se emplea para la fabada y que luce por su color verde y más que nada por su delicioso y despacio gusto.

Pasos De La Receta

El día de autos, ponemos a hervir las verdinas en una olla, con el agua fría y al lado de los dientes de ajo, el laurel y una cucharada chica de sal. Tras rehogar unos cinco minutos, vuelca el jugo de las almejas que estará aún ardiente, da unos cuantos vueltas con una cuchara de madera y también integrar las verdinas. Hasta entonces, salteamos los langostinos y reservamos. En exactamente la misma sartén ponemos a rehogar cebolla cortada pequeñísima y en el momento en que empiece a dorar añadimos la harina, una cucharada, y una cucharadita de pimentón. Movemos bien y añadimos el vino blanco. En una olla grande con aceite de oliva caliente introduce las almejas, regar con el vino blanco y salar al gusto, cuando empiecen a abrirse agrega 2 ajos picados y el perejil.

Pues ahora hicimos uso, y realmente bueno, de una parte de las verdinas que compramos en Santander, si bien ya os hemos comentado que esta legumbre es asturiana. Al dar un despacio gusto, son especiales con pescados y mariscos, así que elaboramos unas Verdinas con almejas y langostinos. Las alubias se suelen atemorizar agregándoles una medida pequeña de agua fría.

Verdinas Con Langostinos

Así se corta la cocción eludiendo que se deshagan. Pela el otro diente de ajo y pícalo en daditos. Rehógalo resumidamente en una sartén con aceite. Sazona los langostinos, agrega y saltéalos resumidamente.

Cuando estén fabricadas quita y reserva con su jugo. La receta de verdinas con almejas y langostinoses un plato tradicional de la cocina asturiana y exquisito para todos los que nos divertimos de platos de cuchara. Las verdinas son unas fabes hermosas por su color verde, tiernas, suaves, mantecosas y muy típicas de Asturias. Nosotros compramos en una escapada a tierras leonesas unas cuantas alubias verdinas y siempre y en todo momento se ven utilizadas en recetas con marisco.

También lo hago con cigalitas pequeñas y si hay presupuesto o quieres que sea especial con almejas y carabineros. No soy muy de alubias por norma general, pero las verdinas me agradan bastante. Si la fabada se asocia con comida pesada, por la grasa del compango, este estofado de verdinas y marisco es todo lo opuesto, un plato rápido y capaz para cualquier dieta.

Verdinas Con Almejas Y Langostinos En Vídeo

Pica el estragón finamente y espolvorea la cazuela. Como te afirmaba antes, puedes acompañarlas de diversos tipos de pescado y marisco. Yo suelo prepararlas con langostinos o gambones. El langostino tiene el gusto más intenso y el gambón tiene más carne pero cualquiera de los 2 va bien a la receta.

En relación se abran añadimos una cucharadita de perejil picado y los langostinos salteados. Como están secas deberás ponerlas en remojo a lo largo de, por lo menos 8 horas. Y recuerda que el tiempo de cocción va a depender del tiempo que lleven secas, esto es, cuanto más viejas sean más minutos necesitarán.