Hummus Con Pan De Pita

La mezcla de especias de Oriente Medio que se puede combinar con aceite de oliva y utilizar como salsa o para untar en el pan. Da forma de bola a cada porción, dándole vueltas con la mano sobre la encimera. Estira cada bola hasta formar un óvalo de 22×5 cm precisamente, o dales forma de círculo si lo prefieres.

Añade prácticamente toda el agua que falta, reservando un tanto por si es demasiada. Al comienzo la masa va a estar recia, pero conforme la amases va a quedar más suave y maleable. Amasa en la amasadora o sobre la encimera durante 15 minutos. Conque ayer por la noche pusimos unos garbanzos en remojo y esta mañana los guisamos. Acordarte de ponerlos a remojar y trece minutos en la olla a presión al día después es todo lo que necesitas para tener hecha una comida rica, sana, económica y polivalente.

Instala Esta Aplicación Web En Tu Móvil Inteligente Android

Para el aceite de perejil, coloca las ramas de perejil en el vaso de la batidora. Añade un buen chorro de aceite de oliva y tritura con la batidora. Reserva también un par de medidas de cuchara de garbanzos enteros y tritura el resto con la batidora. Añade un poco del caldo de cocción si es requisito de forma que quede un puré espeso.

Deliciosa receta de hummus con pan árabe, un plato ideal para el temtempié preparado con garbanzos en puré y pasta de sésamo. Para elaborar el pan de pita, coloca en un bol 120 g de harina de trigo con 1 cucharadita de sal, 5 g de levadura en polvo, 1 cucharada de aceite de oliva y 200 ml de agua tibia. En un bol, mezcla tres cucharadas de tahini con el jugo de medio limón, el comino molido y un diente de ajo triturado. Si tu tahini es muy espeso, añade unas cucharadas de agua de cocer los garbanzos y revuelve con una cuchara hasta obtener una pasta fina. El pan de pita es un género de pan plano, levemente fermentado.

Va a ser de ahí que que abandoné estos días la gastronomía regional que practico y venero y me fui de paseo por fogones mucho más lejanos. Así acabé recalando en tierras libanesas, atraído por su msabbaha. Más allá del nombre exótico, lo que se esconde es una variación del hummus. Se come tibia o caliente y con garbanzo entero.

Calcula El Coste De Este Plato Aquí:

Desmenuzar el feta sin lácteos sobre los panes pita, decorar con cilantro fresco y eneldo. Asar en el horno durante 40 minutos hasta el momento en que esté dorada y suave. Este ubicación utiliza Akismet para achicar el spam.

Aprende de qué manera se procesan los datos de tus comentarios. Pon en el vaso de la batidora 400 g de garbanzos cocidos, 250 g de pimientos del piquillo y los tomates asados sin piel. Añade el resto de la harina, hasta los 370 g, poco a poco y amasa con las manos hasta conseguir una textura despacio, blandita y algo que se pega, pero no bastante.

hummus con pan de pita

Por una parte la msabbaha y por otro el necesario pan que la acompaña, el tradicional pita que se reparte por la geografía árabe. Si eres apasionado del hummus y disfrutas crear, te animamos a evaluar esta receta de hummus de lentejas, un temtempié muy simple y saludable. Prolonga las bolas de pan con ayuda de un rodillo . Hornea a 275ºC durante unos minutos, hasta que se hinchen y cojan un rápido color torrado. Mezcla un poco de zahtar con aceite y unta los panes con esta mezcla.

Comentarios

Al realizar click, manifiestas tu conformidad a que la información que nos facilitas sea procesada según nuestra política de privacidad y la de nuestro gestor de correo MailerLite. NombreCorreo electrónicoWeb Almacena mi nombre, e-mail y web en este navegador para la próxima vez que comente. Hasta entonces, mezcla la harina con la sal y haz un hueco en el centro. Revuelve la mezcla de levadura y échala en la harina adjuntado con el aceite de oliva. Guarda mi nombre, correo y web en este navegador para la próxima vez que comente. Mezcla los ingredientes en un bol hasta que absorban los líquidos y acaba de amasar encima de la mesa.

Para el hummus, corta 4 tomates de pera y ponlos con sal y un chorrito de aceite de oliva en una fuente diez minutos al microondas. Haz una bola con la masa, ponte en las manos un poco de aceite de oliva y extiende la grasa en toda la superficie de la masa. Pon la bola en un cuenco, cúbrela con un trapo limpio y sin suavizante, y deja fermentar hasta que la masa doble su volumen. El almacenamiento o acceso técnico que es usado de forma exclusiva con fines estadísticos anónimos.

Instala Esta Aplicación Web En Tu Iphone

Coloca la masa en un bol engrasado con un poco de aceite de oliva y deja en el horno, sin tapar, a fermentar con el programa de fermentar masas; si tu horno no posee vapor. Cubre con un paño húmedo en el horno apagado, a lo largo de una hora y media o hasta el momento en que la masa haya doblado su tamaño. Procede del estupendo Libro del pan, de Eric Treuille y Ursula Ferrigno.

Deja 4 panes sobre una hoja de papel de horno y cuatro sobre otra hoja. Cubre con paños y deja que fermenten otros 20 minutos. Coloca 100 ml del agua no muy caliente en un bol que no sea metálico y añade la levadura y el azúcar. Para la remolacha asada en el hummus, sencillamente corta a la mitad y pon al horno con el 50% de vapor, a 180 ºC, hasta que esté tierna (30 minutos, quizá). Pela y añade al hummus según la receta de las maría cocinillas (aquí la tienes). Cuécelos en abundante agua a lo largo de una hora y media o hasta que estén tiernos.